Punto J: Es el punto de unión entre el complejo QRS  y el segmento ST en el ECG, es decir, marca el final de la despolarización y el inicio de la repolarización.

Onda J (onda de Osborn): Es la deflección que sigue de forma inmediata el complejo QRS en el ECG de superficie. Cuando está parcialmente “enterrada” en la onda R, la onda J aparece como elevación del punto J o supradesnivelación del segmento ST. Las diferencias transmurales en las fases iniciales del potencial de acción (fases 1 y 2) son las responsables de que aparezca esta onda J en el ECG.

Dres. Charles Antzelevitch and Gan-Xin Yan

Heart Rhythm 2010;7:549-558.

En esta entrada no hay comentarios.

Los comentarios están cerrados.

Todo el contenido de este blog esta bajo licencia de Creative Commons
Freicurv theme por flisterz y traducido por Trazos Web